DOSIS DIARIA DE NOTICIAS CURIOSAS

...

lunes, 4 de febrero de 2013

Menú del día: tarántulas vivas, manos de mono y cucarachas


Una vez al año, los miembros del exclusivo Explorers Club de Nueva York se reúnen en el hotel Waldorf Astoria para disfrutar de algunos de los platos más inusuales que uno pueda imaginar, desde tarántulas vivas a jugosos ojos de vaca. 

Los asistentes a esta cena de gala anual hincan alegremente el diente a galletas hechas de caracoles, sostienen entre sus manos otras manos, ésas de monos, o arrancan con sutileza cabezas de cucarachas de Madagascar antes de metérselas en la boca. Los comensales de tan poco apetecible menú tienen varias cosas en común: todos han recorrido el planeta en varias expediciones de exploración y a todos les encanta descubrir cosas nuevas y fascinantes. 

Este pequeño picnic de los horrores no se limita al comedor: en las cocinas pueden atisbarse criaturas vivas procedentes de todos los rincones del mundo. Bajo la exótica tutela del chef Gene Rurka, otros cocineros prueban nuevas recetas, en las que utilizan globos oculares y testículos reventones para rellenar aperitivos, sushi de grillos, pasteles de gusanos o fauces de reptiles para hacer la boca agua. 

Las tarántulas, por ejemplo, se empapan en aguardiente durante 20 minutos, se insertan en una brocheta, aún vivas, y se fríen. Los chefs trabajan con frenesí, mientras transforman cucarachas, roedores y reptiles en obras de arte culinario. "Si se diseña correctamente, se ve apetitoso", explica el chef Rurka, “y deja de ser la criatura de la que todo el mundo quiere huir". 

Aunque no es raro encontrar algunos invitados a punto de vomitar su comida, lo que más se oían eran comentarios como "sobresaliente", "suculento” o “sorprendente." 

"La idea es traer sonrisas a los rostros de la gente, y lo hemos hecho", añade el chef Rurka.
Fuente: odditycentral.com

Busca, busca