DOSIS DIARIA DE NOTICIAS CURIOSAS

...

martes, 6 de diciembre de 2011

Los mamuts podrían volver a poblar la Tierra en 5 años


Científicos de Japón y Rusia han anunciado que clonarán un mamut,, tras haber encontrado una médula ósea bien conservada de este mamífero prehistórico durante unas excavaciones en el norte de Yakutia (Siberia) que ascienden al milenio XIII  a.C.

Los equipos de investigadores, del museo de mamut en Yakutia (República de la Fedración de Rusia) así como de la Universidad japonesa de Kinki, prevén que el pequeño mamífero proboscídeo vea la luz en un lustro, por lo que pondrán en marcha una investigación conjunta el próximo año. 

Para empezar, tienen previsto sustituir el núcleo de los óvulos de determinados elefantes por células extraídas de la médula ósea del mamut, con lo que será posible reproducir embriones con ADN de estas criaturas del pleistoceno. Los embriones se gestarán en el vientre de las dos familias de elefantes más cercanas del mamut. 

Los científicos estiman que se tardará unos dos años en impregnar al animal, más unos 600 días que es el período de gestación de los elefantes. Lo que significa que una de estas gigantescas bestias lanudas de la Edad de Hielo podría estar rondando la Tierra en unos cuatro o cinco años. 
Desde la década de los 90, investigadores japoneses han buscado la clonación de este gigante de la Prehistoria, extinguido hace unos 6.000 años, pero no han tenido éxito. 

Hace siete años, la BBC informó sobre un proyecto que lanzó el profesor Akira Iritani, de la Universidad de Kyoto, para clonar mamuts de lo que se pensaba eran las patas del extinto animal descubiertas en la norteña región de Yakutsk, en Rusia. Muestras de músculo, médula ósea y piel se conservaron en nitrógeno líquido y fueron enviadas al centro de ciencia y tecnología de la Universidad Kinki, en el occidente de Japón, donde trabajaba Iritani. 

El problema es que el ADN que ha estado congelado por tanto tiempo se daña y no sirve para clonar. "Tan pronto un cuerpo congelado sale del hielo se empieza a pudrir", dijo entonces el investigador japonés. 

Sin embargo, las nuevas técnicas, y el buen estado de la médula ósea encontrada ahora en Siberia, abren nuevas oportunidades a la clonación. 

Se cree que hay 10 millones de mamuts enterrados en los suelos helados de Siberia, pero sólo se han recuperado un centenar de ejemplares. A pesar de que la mayor parte de los mamuts recuperados en Siberia se consideran los mejores ejemplares de museo del mundo, las malas técnicas de excavación y los métodos inadecuados de conservación han arruinado las posibilidades de reproducción de los animales al destruir las muestras de tejidos. 

Ahora, gracias al calentamiento global se ha derretido gran parte del hielo que cubre de forma permanente estas tierras del este de Rusia, lo que ha permitido descubrimientos de piezas en buen estado. 

Los científicos no están seguros si la extinción de los mamuts se debió al cambio climático global o a la cacería de los primeros humanos, o a una combinación de ambos aspectos. 

Busca, busca