DOSIS DIARIA DE NOTICIAS CURIOSAS

...

miércoles, 16 de noviembre de 2011

Si pensabas que las arañas no tienen sexo a cambio de dinero...


Una araña macho corteja a una hembra con regalos.
Un nuevo estudio sobre los hábitos de apareamiento de las arañas, publicado el pasado domingo en la revista BMC Evolutionary Biology, acaba de descubrir que los arácnidos hembras tienen suficiente sentido común para no dejarse impresionar con las ofrendas de poco valor con las que sus homólogos masculinos las obsequian en un intento de atraerlas. Sin embargo, la misma investigación ha puesto de manifiesto que los machos con regalos importantes, como insectos, que son fuente de proteínas, aumentan sus posibilidades de ser aceptados y también de prolongar la duración de la cópula, a diferencia de los que se presentan con las patas vacías, que son normalmente rechazados u obtienen cópulas de corta duración. 

Lagarta, lagarta...
Para llegar a estas conclusiones, los investigadores de la Universidad de Aarhus, en Dinamarca, recolectaron arañas silvestres y las clasificaron en cuatro categorías: sin regalos, con regalo sin valor, con moscas y con proteína enriquecida con moscas. Las diferencias entre los grupos se presentaron en el momento del apareamiento. Las arañas hembra no se interesaban por el primer grupo, y se desacoplaban rápidamente de los machos que les habían entregado regalos sin valor, una vez descubrían que estaban siendo engañadas. "Dado que las posibilidades de obtener un apareamiento sin regalo son muy bajas, los machos están bajo fuertes presiones para ofrecer algo, por lo que en ocasiones envuelven cualquier elemento en seda, independientemente de su valor nutritivo, sólo para obtener un apareamiento exitoso", explicó la investigadora danesa María José Albo. 

Las ofrendas suelen consistir en insectos apresados envueltos en seda, pero algunos utilizan regalos señuelo como trozos de flores, algodón o trozos de hormigas para distraer a la hembra mientras que ellos intentan la cópula. Otro truco que ponen en práctica, con desigual resultado, es hacerse el muerto hasta que la araña piensa que puede relajarse, entonces se despiertan y vuelven a intentar el coito. "Fingir la muerte confiere a los varones la oportunidad de continuar el apareamiento y aumentar las posibilidades de transferir más esperma." 

Fuente: news.yahoo.com

Busca, busca